En el diario El Mundo de León del jueves y firmado por Eloísa Otero:

 

 

 

 

 

EL ESPEJISMO DE LA GALBANA (62) / El reto de Rabanal

June 17, 2009

 

 

EL RETO DE RABANAL

El poeta de Riello continúa escribiendo con exquisito oficio

 

 

‘Elogio del proxeneta’ no es solo un título provocador, con el que Luis Miguel Rabanal quiera dar "leña al bienpensante". No. El propio poeta de Riello explica que ese título fue una especie de "desafío o pelea" consigo mismo, a ver qué diablos sucedía. Para los fans de Rabanal, que somos muchos, es un gustazo que este libro, escrito hace casi trece años, al fin haya visto la luz en papel (búsquenlo en http://www.edicionesescalera.com/).

 

    Se trata de un texto híbrido, experimental, el diario medio apócrifo de un hombre cansado que conoció tiempos mejores, a caballo entre la prosa y la poesía. Un libro que rezuma tristeza y dolor, sí, pero también melancolía y mala leche, humor y muy poca corrección política, erotismo y ternura, fantasía y parodia… Como alguna de la poesía de Rabanal anterior y posterior a 1997, año desde el que permanece postrado por culpa de una tetraplejia. "Así y todo", dice el autor, "y con dolores", continúa escribiendo. Y no sólo con exquisito oficio, habría que añadir, sino con ese don suyo para la dulzura amarga y lúcida que impregna la memoria encadenada por el sufrimiento. (Llueve inmensamente, / como en los días útiles. / Cuando el desamparo era / inmisericorde y te amaban sin fin).

 

    Sostiene Rabanal que la discapacidad  es una "putada horrible", a secas, pero no tiene que ver con otras cosas. Escribir se ha convertido, para él, en dictar a una pantalla. Desde su blog, ‘Mas palabras para olvidar’, busca el contacto personal, de proximidad y cercanía "con el lector posible que te corrige, te insulta o te comenta o te copia".

 

    No publicaba un libro desde el 2000, pero ahora llega éste de narrativa y anuncia varios más de poesía, uno ilustrado por Amancio González y otro por Juan Carlos Mestre. Sin olvidar la edición en internet, hace un año, de un magnífico poemario: ‘Camineros, jícaras, verdugos’.

 

    "Ahora mismo, mientras aguardo la salida de dos libros de poesía, me pregunto si merecerá la pena ponerme a escribir como siempre lo hice. Y no será por culpa de las dificultades físicas, que a ésas ni caso", dice él, retándose a sí mismo una vez más.

 

 

 

 

Posted in * EL ESPEJISMO DE LA GALBANA / Una columna en EL MUNDO, Opinión, Libros, * ELO, Artículos |

 

http://islacocotero.blogsome.com/2009/06/17/el-espejismo-de-la-galbana-62-el-reto-de-rabanal/

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s